jueves, 9 de noviembre de 2017

MUSA ( 2017 )


LOS SUEÑOS PELIGROSOS


PAÍSES: España-Irlanda-Bélgica-Francia ( 2017 )
DIRECCIÓN: Jaume Balagueró
LUGAR Y FECHA DE NACIMIENTO DEL DIRECTOR: 2 de Noviembre de 1968, Lérida ( España )
INTÉRPRETES: Elliot Cowan, Franka Potente, Ana Ularu, Leonor Watling, Christopher Lloyd, Manuela Vellés, Joanne Whalley, Cally O’Connell, Sam Hardy, Mark Fitzgerald, Stella McCusker, Yennis Cheung, Eve Maher, Eve Connolly, Ciaran McGlynn, Lawrence Stanley, Tighe Wardell, Carlos Lasarte
GUIONISTAS: Jaume Balagueró, Fernando Navarro
BASADA EN: La novela escrita " La dama número trece " escrita por José Carlos Somoza en 2003
FOTOGRAFÍA: Pablo Rosso
MÚSICA: Stephen Rennicks
GÉNERO: Terror
PRODUCCIÓN: Filmax, Fantastic Films, The Jokers Films, Frakas Prods
DISTRIBUIDORA EN ESPAÑA: Filmax
DURACIÓN: 107 minutos



SINOPSIS:
Tras la repentina y trágica muerte de su novia, el profesor Samuel Solomon tiene una recurrente pesadilla en la que una mujer es asesinada. La misma mujer que aparece todas las noches en su mente es hallada muerta en idénticas circunstancias a las de su sueño. Investigando, Samuel conoce a Rachel, una joven que asegura haber soñado con el mismo asesinato. Juntos, harán todo lo posible para descubrir la identidad de la misteriosa mujer, sumergiéndose en un oscuro mundo para intentar averiguar la verdad.
 ( Fuente sinopsis, cartel e imágenes: Filmax )
 ( Fuentes información de la película: Filmaffinity, IMDb )


CRÍTICA:
Jaume Balagueró dirige su octavo largometraje, y se mantiene fiel al estilo y al género de sus anteriores trabajos, unas cintas de terror con elementos de suspense, entre otras la primera y las dos últimas películas de la saga " Rec ( 2007 ) " y otros títulos interesantes como " Los sin nombre ( 1999 ) " y " Mientras duermes ( 2011 ) ". A nivel personal el cine de terror no es uno de mis predilectos, pero la mayoría de los trabajos de Balagueró me parecen interesantes e incluso notables como " Rec ( 2007 ) ", pero en esta ocasión no he conectado con su nuevo proyecto, hablado en inglés y cuya historia se desarrolla en Irlanda, a partir de la novela " La dama número trece ", escrita por el español José Carlos Somoza en 2003.
La película tuvo su presentación en el pasado festival de Sitges, en donde formó parte de la sección oficial fuera de concurso, y se inicia con la muerte de una mujer, la pareja del protagonista, que se corta las venas en la bañera. A partir de aquí la historia va dando tumbos y no consigue centrarse en un tema concreto, intentando abordar demasiados asuntos sin conseguir que funcione el desarrollo de la historia. Además de el guión que no resuelve bien los enigmas planteados, tampoco tiene un buen montaje ya que no juega bien con los tiempos de la película ni sorprende en las escenas oníricas. 


Otro de los puntos negativos son las actuaciones de los dos protagonistas. El actor británico Elliot Cowan, conocido por sus personajes televisivos, no transmite lo suficiente y siempre pone el mismo gesto ya sean escenas de gran dureza o una situación de terror o enigma. Tampoco me convence la actriz rumana Ana Ularu. La presencia de ambos es un lastre para el relato.
La actriz alemana Franka Potente es una intérprete bastante decente, pero en esta ocasión no está bien y no funciona en las escenas junto al protagonista, y que unido a las deficiencias en el guión y montaje, hace que la película no sea atractiva, que termine aburriendo, y que sea el peor trabajo del director español, curiosamente meses después de que su amigo y colaborador Paco Plaza estrenara " Verónica ( 2017 ) ", una notable película de terror, sin tantas pretensiones y con una historia mucho más sencilla.
La ambientación de la historia y la elección de Irlanda como el lugar en donde se desarrolla la película me parece un acierto, aunque está rodada casi toda en Madrid, así como un buen trabajo a nivel artístico, tanto en vestuario, como en el maquillaje y la fotografía de Pablo Rosso.
La música compuesta por Stephen Rennicks no está a la altura de otras películas de terror y el sonido está bastante contenido y no es excesivo lo que me parece bien, teniendo en cuento que en el cine de género actual se abusa de ese elemento para generar terror.


La película puede gustar a los aficionados al cine de terror y los incondicionales de Balagueró, pero tampoco estoy seguro que funcione más de las primeras semanas, y es probable que el boca-oreja no ayuda a que en atraer más espectadores a los cines. Una pena porque el director ha demostrado talento suficiente en el género de terror, y tampoco creo que sea culpa suya, ya que no hay nada que reprochar a la película a nivel de dirección, salvo en el caso de la dirección de actores. Si tengo que destacar algo a nivel interpretativo es las breves apariciones de Christopher Lloyd, en un pequeño papel y que saca adelante de manera excelente, demostrando que es un buen actor al que hace unos meses pudimos ver en otro gran trabajo en " I am not a serial killer ( 2016 ) ". El actor conocido por su personaje de Doc en las películas de " Regreso al futuro " está realizando sus mejores interpretaciones en los últimos años de su carrera, cercano a cumplir los 80 años. Las españolas Manuela Vellés y Leonor Watling tampoco lo hacen mal en unos papeles secundarios que sacan adelante bastante bien, a diferencia de los dos protagonistas que no realizan una gran interpretación.


LO MEJOR: La actuación de Christopher Lloyd.
LO PEOR: El guión.

CRÍTICAS EN BLOGS ESPECIALIZADOS:

José Antonio Alarcón en Habladecine

Pedro de Frutos en El Ónfalos

Rafael Nieto en Cinema Nostrum


PODCASTS:






DÍAS DE CINE:


NOTAS DEL DIRECTOR:
La primera vez que leí la novela en que se inspira este proyecto quedé profundamente impresionado. Me deslumbró la personalidad de aquel relato tan especial, su forma original de combinar la belleza con el horror. Se trataba de una historia fascinante y perturbadora, un rompecabezas apasionante de intriga y terror. Era algo que no me esperaba y que me conquistó desde el primer momento. Al pasar la última página, ya estaba empezando a trazar el plan de convertir aquel libro en una película.
Esta es una historia de intriga e investigación. Pero no el tipo de investigación a la que estamos acostumbrados, de crímenes y ambiente policial. Aquí todo acontece y se desarrolla en un universo erudito, entre vejas universidades, bibliotecas centenarias y laberínticas, rodeados de libros antiguos. Nuestros personajes no son inspectores de policía ni detectives, si no estudiantes y profesores de literatura y filología.
Nuestro protagonista, un profesor maduro de literatura marcado por la tragedia en el pasado, se verá inesperadamente confrontado a la existencia de un mundo oculto y aterrador que convive con el nuestro. La presencia amenazadora de “Las Siete Damas”, las viejas musas de la mitología que podrían ser algo más que lo que siempre hemos creído. Algo oscuro y siniestro, peligroso y cruel.
Y real.
Un mundo en que la poesía no es lo que parece y la belleza es sólo la cara visible de un horror indescriptible.
José Carlos Somoza tensa los mimbres de la mejor tradición de la novela negra francesa contemporánea más oscura (Jean Christophe Grangée, Frank Thilliez) y los engrana con elementos cultos. Y crea así una novela sofisticada, fascinante y espeluznante.
La novela se adentra en este universo poético de forma rigurosa. Penetra en los tejidos más profundos del hecho literario con un conocimiento y una solvencia intachables. Esta ha sido una de las principales premisas a la hora de abordar la adaptación: ser fieles a su refinamiento.
De este modo, esta es una historia de intriga y horror capaz de satisfacer a los más acérrimos aficionados al género, pero también a un público mucho más exigente, conocedor del hecho literario y poético. Esta ambición fue para mí, sin duda, una de los principales atractivos de la novela.
 ( Fuente texto: Filmax )


TRAILER:




No hay comentarios:

Publicar un comentario