lunes, 9 de julio de 2018

COLO ( 2017 )


LA CRISIS ECONÓMICA Y LA DESESTRUCTURACIÓN FAMILIAR


PAÍS: Portugal ( 2017 )
DIRECCIÓN: Teresa Villaverde
FECHA Y LUGAR DE NACIMIENTO DE LA DIRECTORA: 18 de Mayo de 1966, Lisboa ( Portugal )
INTÉRPRETES: João Pedro Vaz, Alice Albergaria Borges, Beatriz Batarda, Clara Jost, Tomás Gomes, Dinis Gomes, Ricardo Aibéo, Simone de Oliveira, Rita Blanco, Angela Cerveira, Marcello Urgeghe
GUIONISTA: Teresa Villaverde
FOTOGRAFÍA: Acácio de Almeida
GÉNERO: Drama
PRODUCCIÓN: Alce Filmes, Sedna Films
DURACIÓN: 136 minutos
PREMIOS: 2 Premios, incluyendo uno en CinEuphoria 2018




SINOPSIS:
Teresa Villaverde, referente del cine portugués ( de la generación de Joao Pedro Rodrigues y Pedro Costa ), presentó en Sección Oficial de la Berlinale "Colo", película sobre una familia basada en la falta de relación entre sus miembros en lugar de en sus cuitas. La hija adolescente, siempre en fuga, pellas y noches en blanco; la madre siempre ausente trabajando doble turno y el padre en paro pasando los días al sol, componen esta foto familiar fracturada, en la que seguimos las derivas con las que cada uno se separa de los demás y escapa a su rutina y, de paso, de la realidad. Retrato de la crisis alejado del drama y la desesperación, "Colo" es ante todo un grito mudo, una llamada de urgencia sobre la desintegración de los valores que deberían conformar la nueva familia europea.
 ( Fuente sinopsis: Filmin-Atlántida Film Fest )
 ( Fuente cartel: IMDb )  
 ( Fuentes imágenes: IMDb, Cineuropa, Hollywood Reporter )
 ( Fuentes información de la película: Filmaffinity, Filmin, IMDb )


CRÍTICA:
El cine portugués no es sencillo por su temática, ritmo y por arriesgare a abordar temas delicados o en algunos casos históricos, y que no rehuye en mostrarnos de la manera más cruda alguna situación social con tintes dramáticos. Personalmente soy defensor de esa filmografía tan arriesgada y que casi siempre rehuye de los convencionalismo y los guiones tópicos, y uno de los ejemplos es la nueva película de Teresa Villaverde, que se adentra en la crisis económica que está siendo uno de los motivos de la desintegración familiar, y en esta historia que recuerda en muchos aspectos a la rumana " Pororoca ", en donde la mujer trabaja y el marido se encuentra desempleado, y según pasan las semanas y los meses surge la desesperación en esa persona interpretada de manera excelente por João Pedro Vaz, uno de los mejores intérpretes portugueses del cine actual, y que según pasan los minutos y se plantean nuevos enigmas en la historia se va complicando y el estado de desintegración familiar no tiene vuelta atrás. En medio de ese matrimonio se encuentra la tercera persona, la hija adolescente que sufre ese gran problema y que termina siendo el personaje central. La joven Marta intenta liberarse viendo a su novio o acariciando a su jilguero, pero también quiere ayudar en lo que pueda a evitar lo que parece imposible. 


La película tiene varias situaciones de gran dureza, y curiosamente según están sucediendo te puedes plantear si tienen alguna lógica teniendo en cuenta lo que conocemos hasta ese momento pero cuando avanza la trama terminas comprendiendo esas acciones de alguno de los personajes. La principal pega que encuentro a la película es que el personaje de la madre no está bien desarrollado y va perdiendo fuerza con el transcurso de los minutos, y me gustaría saber alguna cosa más de esa mujer que quiere solucionar ese problema económico y al mismo tiempo mantener la estabilidad de la familia. El guion está muy bien diseñado al igual que el montaje, y el proyecto cuenta, al igual que otras películas portuguesas, con una fotografía muy bien centrada en los personajes, con el trabajo de Acácio de Almeida. Teresa Villaverde ha conseguido emocionar y mantener el tono dramático en una historia de más de 2 horas ( otra de las señas de identidad del cine de esa nacionalidad ), haciendo que el espectador reflexione sobre los que podría suceder si una familia de clase media o baja se viera afectada por la crisis económica. Recomendable a los que no rehuyen este tipo de historias dramáticas de tono pesimista, pero bastante realistas. Un magnífico final que no dejará indiferente a nadie.


LO MEJOR: El guion. Las interpretaciones.
LO PEOR: El personaje de la madre de Marta no está bien desarrollado.

CRÍTICAS EN BLOGS ESPECIALIZADOS:

Miguel Martín en Nos Hacemos un cine en Orión




No hay comentarios:

Publicar un comentario