sábado, 7 de marzo de 2020

LA OLA VERDE (QUE SEA LEY) (2019)


LA LUCHA POR LOGRAR LA LEY DEL ABORTO EN ARGENTINA


PAÍSES: Argentina-Francia-Uruguay (2019)
DIRECCIÓN: Juan Diego Solanas
FECHA Y LUGAR DE NACIMIENTO DEL DIRECTOR: 4 de Noviembre de 1966, Buenos Aires (Argentina)
INTÉRPRETES: Familia Acevedo, Claudia Acuña, Marta Alanis, Brenda Austin, Ana "Militante feminista", Ana "Militante de línea Dora", Karina Banfi, Dora Barrancos, Belén, Camila, Mariana Carbajal, Norma Cuevas, Fernado "Pino" Solanas, Padre Eduardo de la Serna, Lucila de Ponti, Romina del Pla, Estela Díaz, Victoria Donda, Norma Durango
GUIONISTA: Juan Diego Solanas
FOTOGRAFÍA: Juan Diego Solanas
MÚSICA: Paula Moore
GÉNERO: Documental
PRODUCCIÓN: Cinesur S.A, Les Films du Sud, Gameland
DISTRIBUIDORA EN ESPAÑA: Caramel Films
DURACIÓN: 85 minutos
PREMIOS: 2 Premios, incluyendo uno en el Festival de San Sebastián de 2019



SINOPSIS:
Cada día muere una mujer en Argentina por culpa de los inseguros abortos clandestinos. 'LA OLA VERDE' (Que sea ley) cuenta la lucha de gran parte de la población argentina por acabar con esta falta legal. En 2018 se debatió un proyecto de ley de aborto legal que dividió al país. Tras una victoria en la Cámara de Diputados, pero antes del voto definitivo en el Senado, la película retrata la batalla final con los valientes testimonios de las víctimas y fuertes voces claves femeninas que lidiaron esta travesía memorable.
 (Fuente de la sinopsis y el cartel: Caramel Films)
 (Fuentes de las imágenes: Caramel Films, RTVE)
 (Fuentes de la información de la película: Filmaffinity, Caramel Films, Zinemaldia, IMDb)


CRÍTICA:
El director argentino Juan Diego Solanas, residente en Francia desde hace muchos años y conocido por su primer trabajo, el cortometraje premiado en Cannes y ganador del César "El hombre sin cabeza (2003)" y por la película de ciencia ficción "Un amor entre dos mundos (2012)", ha sido el encargado de dirigir este largometraje documental de reivindicación y crítica política sobre un tema de actualidad, la negativa por parte del senado argentino a aprobar la ley del aborto, que tantas mujeres y gran parte de la sociedad de su país llevan mucho tiempo reclamando, y lo hace con un montaje en donde se han extraído momentos de todo el proceso e incluso el momento en que las mujeres y hombres que forman parte de la ola verde estaban viendo la votación en el senado en una pantalla grande.
El proyecto se presentó en Cannes 2019 en una proyección especial fuera de concurso, y en nuestro país que tuvo su estreno en la pasada edición del Festival de cine de San Sebastián, formando parte de la sección Horizontes latinos del Zinemaldia 2019 en una proyección fuera de concurso.


El largometraje está bastante bien estructurado, y hay un gran trabajo técnico en el montaje, aportando los elementos necesarios para comprender las reivindicaciones de las mujeres argentinas, y lo hace con testimonios de las personas que han sufrido por tener que abortar de manera clandestina, de activistas argentinas que luchan por un aborto libre en su país, pero también de hombres de diferentes posiciones laborales, incluyendo uno de la comunidad religiosa, que apoyan a estas mujeres y critican a los políticos y médicos que no están de acuerdo con la aprobación de esa ley, que la ola verde seguirá luchando para que se lleve adelante. El documental además se estrena en nuestro país unos días antes de la celebración del día de la mujer trabajadora, que tendrá lugar el domingo 8 de Marzo. 


El principal defecto de este largometraje es que no cuenta con testimonios de las personas que no están a favor de la aprobación de la ley, salvo las declaraciones que escuchamos de los senadores en el momento previo a ejercer su voto, aunque me supongo que esas personas no habrán querido formar parte de este proyecto de Juan Diego Solanas. Entre las personas que aparecen en este documental dando su opinión crítica sobre la no aprobación de la ley destaca Fernando "Pino" Solanas, el hijo del director y que fue un cineasta de prestigio, antes de dedicarse al mundo de la política, primero como diputado y actualmente como senador, siendo una de las personas que votó a favor de la ley cuando se votó el 14 de Junio de 2018.
Recomendable a los que quieran conocer algo más del asunto, y a los que estén comprometidos con temas sociales como el que reivindican las mujeres argentinas.


LO MEJOR: La calidad del montaje, y su importancia informativa y reivindicativa sobre un tema de actualidad.
LO PEOR: Únicamente aporta los testimonios de una de las dos partes.

CRÍTICAS EN BLOGS ESPECIALIZADOS:

Pedro de Frutos en El Ónfalos

Pedro de Frutos en Coveralia


PODCASTS:

 



DÍAS DE CINE:

NOTAS DEL DIRECTOR:
En Argentina, una mujer muere cada semana después de sufrir un aborto ilegal -más de una al día América Latina- donde viven 300 millones de mujeres sin derecho a interrumpir sus embarazos. 
En 2018 y por séptima vez, un colectivo de mujeres que defienden el derecho a un aborto legal presentó un proyecto de ley en un contexto particularmente tenso: Argentina vuelve a estar al borde del precipicio ya que el 36% de la población y el 48% de los menores viven por debajo del umbral de pobreza. 
Y dentro de ese contexto y por primera vez, se formó un grupo de representantes de varios partidos dispuestos a apoyar esa ley. Después de un debate histórico que duró 24 horas, la ley se aprobó en la Cámara de Diputados. 
El derecho al aborto es un tema muy controvertido en Argentina, donde la influencia de la iglesia sigue siendo muy fuerte. Es un debate que literalmente divide al país en dos, independientemente de la clase social o la ideología política. 
QUE SEA LEY recoge las vivencias de varias mujeres que luchan por estos derechos fundamentales, y aborda de forma más en general la posición del feminismo y de las mujeres argentinas en un país en declive. 
La idea de la película me vino la mañana en la que se aprobó la ley en la Cámara de Diputados. Tres días después, mientras esperaba el voto decisivo del Senado, rodé las primeras imágenes en las calles de Buenos Aires siguiendo dos criterios. El primero era reproducir la realidad tal como era, sin intervenir y filmando de forma cruda e instintiva lo que sucedía ante la cámara. Sin forzar nada, la cámara se convertiría en una ventana a través de la cual los participantes podrían decir la verdad. Y por encima de todo no se trataba de hacer un panfleto ni un folleto. Sólo la verdad y nada más que la verdad y sin caer en la trampa de caricaturizar a la posición contraria. 


Y de esta primera idea surgió la segunda: adoptar el método más sencillo que consiste en capturar la realidad alterándola lo menos posible utilizando una única persona con una cámara. Esto me permitió que las personas a las que filmaba dispusieran de intimidad para interactuar plenamente con la cámara. Todo se hizo a través de WhatsApp. Las reuniones se organizaron en una hora o en unos pocos días. Después, cogía un taxi con el equipo que pudiera llevar: una mochila, un trípode y un foco con pilas. 
Este enfoque directo y espontáneo también fue una salvaguardia para mí. No me daba tiempo para intervenir y me obligaba a adaptarme a lo que surgiera, rodando con la urgencia que refleja tan bien esa realidad en la que una mujer muere cada semana víctima de un aborto clandestino. 
La película arranca con el voto de los representantes a favor del proyecto de ley y sigue con el proceso legislativo que acaba en el voto negativo del Senado. Recorrimos 4.000 kilómetros en coche, abarcando cinco provincias y cientos de testigos para crear un retrato de esas mujeres fuertes que comparten esta lucha, sin darse nunca por vencidas. 
Es cierto que la posición antiabortista ha ganado una batalla pero, al igual que sucede con las Madres de la Plaza de Mayo, las mujeres argentinas no se han rendido. Su determinación inquebrantable y su espíritu de lucha nos llenan de esperanza. 
Por último, la película habla no solo de Argentina y América Latina, sino que se dirige al mundo entero. En Europa, se cuestiona ahora el derecho al aborto que lleva 40 años en vigor. En Italia, pero también en España, donde el partido Vox de extrema derecha es explícitamente pro-vida, se han elegido representantes para el Congreso y el Senado que defienden esta posición y en Polonia, el gobierno quiere suprimir este derecho. Y en Estados Unidos, Trump nominó a un juez 'Anti-Choice' para el Tribunal Supremo con el objetivo de socavar la jurisprudencia 'Pro-Choice' y prohibir el aborto.
 (Fuente del texto: Dossier de prensa-Caramel Films)


TRAILER:

No hay comentarios:

Publicar un comentario