sábado, 26 de enero de 2019

EL VICIO DEL PODER ( 2018 )


EL ASCENSO POLÍTICO DE UN HOMBRE APARENTEMENTE NORMAL


PAÍS: Estados Unidos ( 2018 )
TÍTULO ORIGINAL: Vice
DIRECCIÓN: Adam McKay
FECHA Y LUGAR DE NACIMIENTO DEL DIRECTOR: 17 de Abril de 1968, Philadelphia ( Estados Unidos )
INTÉRPRETES: Christian Bale, Amy Adams, Steve Carell, Sam Rockwell, Bill Pullman,Stefania Owen, Jillian Armenante, Brandon Sklenar, Brandon Firla, Abigail Marlowe, Liz Burnette, Matt Nolan, Brian Poth, Joey Brooks, Joe Sabatino, Alison Pill
GUIONISTA: Adam McKay
FOTOGRAFÍA: Greig Fraser
MÚSICA: Nicholas Britell
GÉNERO: Drama
PRODUCCIÓN: Gary Sanchez Productions, Plan B Entertainment, Annapurna Pictures
DISTRIBUIDORA EN ESPAÑA: Eone Films
DURACIÓN: 132 minutos
PREMIOS: 14 Premios, incluyendo uno en los Globos de oro de 2019



SINOPSIS:
Explora la historia real sobre cómo Dick Cheney ( Christian Bale ), un callado burócrata de Washington, acabó convirtiéndose en el hombre más poderoso del mundo como vicepresidente de los Estados Unidos durante el mandato de George W. Bush, con consecuencias en su país y el resto del mundo que aún se dejan sentir hoy en día.
 ( Fuente sinopsis: Filmaffinity )
 ( Fuente cartel e imágenes: Sensacine )
 ( Fuentes información de la película: Filmaffinity, IMDb, Sensacine, Wikipedia )


CRÍTICA:
Adam McKay ha desarrollado casi toda su carrera en el mundo de la escritura de guiones cómicos, en especial para programas televisivos, logrando el éxito cundo sus textos fueron aceptados para varias temporadas del programa de éxito Saturday nigth live. En el mundo de la televisión sus trabajos habían pasado desapercibidos hasta que hace 3 años logró el éxito de crítica con " La gran apuesta ( 2015 ) ", que fue en su momento una de las grandes protagonistas de la carrera de premios llegando incluso a ganar el PGA en 2016 ( el premio del gremio de productores de Hollywood ). No conecté con ese proyecto que contaba de manera confusa, y en muchos momentos excesiva a nivel formal y narrativa, el inicio de la crisis económica de hace 10 años, aunque tenía algunos aspectos positivos como las interpretaciones y el riesgo formal. Con su nuevo proyecto, del que también es el responsable del guion, vuelve a ser incisivo y crítico con temas políticos, posicionándose en contra del partido Republicano, para mostrarnos la vida profesional durante varias décadas de Dick Cheney, uno de los políticos más influyentes en su partido, y en la toma de decisiones importantes que influyeron en el presente de esas épocas y en el futuro de Estados Unidos y de parte de la población mundial. 


De nuevo vuelve a contar la historia con un ritmo elevado, con un montaje acelerado, y con algunos excesos que se podía haber ahorrado, pero con otros aciertos que hay que aplaudir como la originalidad de lograr sorprender un poco antes de la mitad de la película con un giro de tuerca bastante ingenioso, y con el empleo de un narrador que está integrado en la trama y que es parte fundamental del proyecto sin llegar a molestar y cuya presencia será el responsable de otra de las sorpresas, en este caso en la parte final. La película recuerda por su contenido y por ser incisivo en contra del partido Republicano, y sobre todo en los años de gobierno de George W. Bush, a los trabajos de Michael Moore, aunque este último lo hace en el ámbito del documental y esta película de McKay es de ficción, aunque en algunos momentos esté al límite de no serlo.
Ora vez vuelve a apoyarse en un reparto excelente, en especial Christian Bale en el papel del político protagonista y Amy Adams en el de su esposa Lynne. Ambos están creíbles y en muchos momentos irreconocibles, sobre todo en el caso del ganador de un Óscar como secundario por " The fighter ( 2010 ) ", gracias al trabajo del equipo técnico de maquilladores y peluqueros, que han sabido crear unas prótesis para hacer que el actor se parezca lo máximo posible a su personaje real, y en el caso de la 6 veces nominada al Óscar con unos peinados muy bien logrados. Bale es el gran protagonista y está presente en casi todas las escenas, y vuelve a lograr otra gran composición interpretativa, por la que podría ganar su primer premio de la Academia de Hollywood como actor protagonista, sobre todo teniendo en cuenta que en los últimos años este tipo de papeles son premiados, en donde además de unas grandes interpretaciones, se ponen en la piel de un personaje famoso y que tienen detrás unas capas de maquillaje así como engordar o adelgazar unos cuantos kilos ( en el caso de Bale tuvo que engordar bastante para parecerse al orondo Cheney. 


El reparto de lujo se completa con nombres como los de Sam Rockwell, en un papel secundario que va ganando protagonismo en el tercio final, como George W. Bush, y que el último ganador del Óscar por su papel en " Tres anuncios en las afueras ( 2017 ) ", sabe sacar con bastante solvencia y que en muchos momentos recuerda al personaje real, tanto en el acento ( lo que se puede escuchar únicamente en la versión original, que es imprescindible en esta película ) como en los gestos e incluso físicamente por el mismo motivo que en los otros intérpretes ( el trabajo de los nominados al Óscar Greg Canomm y Kate Biscoe por el maquillaje y Patricia DeHaney por el de peluquería ). A nivel personal me quedo con la actuación de Steve Carell, en comparación con la de Rockwell, que interpreta a Donald Rumsfeld, y que vuelve a demostrar la capacidad camaleónica del actor conocido por su personaje de Michael Scott en la serie cómica " The office ( 2005-2013 ) ", y que demuestra que también es un buen actor dramático como pudimos ver en " Foxcatcher ( 2014 ) ", por la que logró su única nominación al Óscar.
El título original de la película juega con las dos acepciones de la palabra " Vice " ( vicio y vicepresidente ), y es un fiel reflejo de lo que vemos en la película ( en esta ocasión me parece una buena traducción al español ), y entre los problemas del proyecto, además de algunos excesos en la dirección y el montaje que cité anteriormente, destaco su partidismo y que en algunos momentos lo que cuenta no me termina de parecer creíble, llevando al extremo su posición crítica política contra únicamente un partido de los candidatos al gobierno de los Estados Unidos de América.


La propuesta fue la más nominada a los premios Globos de oro, con un total de 6 candidaturas, y el premio para Christian Bale en la categoría de actor en drama le posiciona en cabeza de cara a ganar el Óscar, sobre todo porque ha ganado más premios que su principal rival, Rami Malek, el protagonista de " Bohemian Rhapsody ( 2018 ) ". A nivel personal, y sin haber visto todavía " Van Gogh, a las puertas de la eternidad ( 2018 ) " ( por el que está nominado Willem Dafoe ), me quedo con la naturalidad y el buen trabajo de Viggo Mortensen en " Green book ( 2018 ) ", reconociendo que los otros nominados lo hacen bastante bien. La película es candidata a 8 premios Óscar 2019, y además de contar con bastantes opciones en la de actor protagonista y el premio casi seguro en la de maquillaje y peluquería, tiene bastantes opciones en la de montaje ( teniendo en cuenta las ausencias de " First man - El primer hombre ( 2018 ) " y " Roma ( 2018 ) " ) y tampoco es descartable en la de actriz de reparto ( Amy Adams ).
Una película que se pasa en un suspiro, que es más asequible para un público medio e incluso el gran público que su anterior proyecto, pero que sigue teniendo algunos aspectos ( el sello de McKay ) que pueden dificultar la compresión de algunos espectadores.


LO MEJOR: Las actuaciones de Amy Adams y Christian Bale.
LO PEOR: Algunos excesos en la dirección y el montaje con los que no conecto.  

CRÍTICAS EN BLOGS ESPECIALIZADOS:

José Antonio Alarcón en Séptimo Escenario

Santi Abad en Habladecine


Pedro de Frutos en El Ónfalos

Pedro de Frutos en Coveralia

Jordi Izquierdo en Faces on the Box


Roberto Resino en Argoderse


Miguel Martín en Nos hacemos un cine en Orión

Rafael Nieto en Cinema Nostrum
Javier Gutiérrez en Cine de Patio

Néstor Juez en Cinema Ad Hoc


PODCASTS:



TRAILER:




No hay comentarios:

Publicar un comentario